miércoles, 29 de junio de 2016

PAULA LOPEZ DROGUETT

Fotografia de Cristóbal Traslaviña 
Este jueves Tatiana Alfaro ha querido destacar un excelente foto libro, “este cuerpo no es mio” de la fotógrafa Paula López Droguett, Una obra visual que nos invita a reflexionar acerca de las transforma 
- ciones corporales que muchas mujeres hacen hoy en día, tras el ideal ilusorio de un cuerpo “perfecto”.




Por Tatiana Alfaro




Paula López Droguett es una Artista, fotógrafa y docente radicada actualmente en la ciudad de Valparaíso. Sus inicios en la fotografía los hace de manera autodidacta, posteriormente ingresa a estudiar Licenciatura en arte en la Pontificia Universidad Católica de Valparaiso (PUCV).






En el 2015 obtiene el premio para publicar su libro “Este cuerpo no es mio” en la convocatoria de de Fotolibro de Focco15, realizado en la ciudad de Coquimbo. También su trabajo ha sido parte de varias exposiciones y publicaciones a nivel nacional e internacional. 














De sus Publicaciones de su obra destaca, en el 2015 publica el fotolibro de autor “Este Cuerpo no es Mío” y en el 2016 el fotolibro “Sete 16”. 



A continuación los dejamos con la reflexión de Paula y su obra










Mi trabajo siempre se ha guiado por algo super personal, parte desde vivencias y experiencias personales, no se puede trabajar sobre temas que no te afecten directamente, me parece poco sincero, distante. La manera es la recolección, el apropiarse de objetos, imágenes, el mirar constantemente y crear relaciones, lazos que antes estaban cortados.








Este cuerpo no es mío” es el libro de una serie mas global, en el trabajo con cuerpos femeninos cortados, mutilados, transformados, son cuerpos de mujeres que se someten a operaciones estéticas, para transformar su cuerpo en otro, para volverse correctas, o adecuadas, ese <como realmente se debiera ser> está presente constantemente en nuestra crianza, como el casi slogan de mattel “Los accesorios se venden por separado”, esa necesidad de completarse como si se viniera con un error de fábrica es la que me llama la atención.












Porque en la sensación de inferioridad es de donde aparece la dominación. Parece ser la belleza el premio de consuelo para nosotras y nada es mas poco cierto que eso. Hay una canción que sonaba mucho cuando era niña, un bolero que tiene un ritmo tortuoso. Mi niña bonita de Lucho Barrios, cada vez que suena es como un corte más.








Cancion de Lucho Barrios


Yo creo que a todos los hombres
les debe pasar lo mismo
que cuando van a ser padres
quisieran tener un niño
luego te nace una niña
sufres una decepción
y después la quieres tanto
que hasta cambias de opinión.



es mi ñina bonita
con su carita de rosa
es mi niña bonita
cada día mas preciosa
¡ay! es mi niña bonita
hecha de nardo y clavel
es mi niña bonita
es mi niña bonita
cuanto la llegue a querer

si un día se casa mi niña
vestida de blanco armiño
me acordare que soñaba
con que al nacer fuera un niño.




por eso rezo y le pido
al señor del gran poder
que al hombre que se la lleve
la sepa siempre querer.

es mi niña bonita
con su carita de rosa
es mi niña bonita
cada día mas preciosa
¡ay! es mi niña bonita
hecha de nardo y clavel
es mi niña bonita
es mi niña bonita
cuanto la llegue a querer.

¡mi niña...... bonita!











No hay comentarios:

Publicar un comentario